Este galardón nace para premiar el poder transformador de la cocina de cocineros alrededor del mundo que no sólo se comprometen, si no que llevan a cabo acciones para mejorar la sociedad.  


El compromiso con la sociedad y la responsabilidad social tienen un papel cada vez más importante en las cocinas de todo el mundo. Para premiar a quienes lleven a cabo acciones que lo demuestren, el Basque Culinary Center, junto al Gobierno Vasco, otorgarán 100.000 euros a un solo ganador, que donará el premio a una causa de su elección que exprese la capacidad transformadora de la cocina. 

Será un jurado formado por algunos de los cocineros más importantes del mundo, así como por expertos en gastronomía, el que elija al ganador del Basque Culinary World Prize. Para esta primera edición, estará compuesto por los miembros de su consejo internacional: Joan Roca, Massimo Bottura o Gastón Acurio serán algunos de los miembros del jurado, y algún experto en gastronomía como Harold McGee. Con este nuevo premio, el BCC busca descubrir a cocineros que no necesariamente sean famosos, pero que lleven a cabo acciones transformadoras en favor de la sociedad a través de la cocina. Este jurado buscará a un cocinero o cocinera que haya demostrado que la cocina es un poderoso motor de cambio social que no sólo se queda en los restaurantes, pudiendo haber desarrollado actividades de responsabilidad social, sostenibiliad, ayuda a la comunidad en la que se encuentren, desarrollo cultural o innovación gastronómica. 

El proceso

Para que un cocinero gane este premio, ha de ser nominado por algún profesional de la gastronomía, ya sea otro cocinero, escritor, crítico o institución, con una selección detallada de las razones por la que debería ganar. En febrero se abre esta primera fase, que será seguida por la selección, por parte de un Comité Técnico, de los 20 finalistas, anunciados en junio. El jurado se reunirá en el BCC el día 10 de julio y se conocerá su deliberación al día siguiente. La entrega del premio será en septiembre en el museo Guggenheim de Bilbao. 

2 Comments

  1. Catherine Fogel el 3 febrero, 2016 a las 09:37

    Quiero nominar a Rasmus Munk, cocinero danés que a la edad de 22 años creo un evento para gente sin medios la noche de Navidad y tuvo su cuarta edición en 2015. Da su presencia, cocinero genial y busca los sponsors, otros cocineros y personal para esa noche donde tradicionalmente estás en familia, el la ha consagrado a los que no la tienen ni medios tampoco

  2. Catherine Fogel el 3 febrero, 2016 a las 09:33

    Qu'hier nomination à Rasmus Munk joven cocinero danés que ya a la edad de 22 años empezó a organizar cenas para gente sin posibilidades la cena de Navidad. Dándole su tiempo, su cocina, encontrando sponsors para gente que si no no hiera podido celebrar esta noche tenga una memoria para la vida

Deja un comentario