Esta mañana representantes de la hostelería han entregado en todas las Subdelegaciones de Gobierno de España un documento con las medidas económicas indispensables para que la hostelería y el turismo puedan retomar la actividad.


En una rueda de prensa online celebrada ayer (27 de mayo) Hostelería de España se comprometió a “pilotar” al sector hostelero en estos momentos difíciles ante la falta de estrategia apuntada  por Ferran Adrià, en su intervención. Junto al mítico cocinero, participaban en el acto: Andoni Aduriz, presidente de Eurotoques, Martín Berasategui, Susi Díaz y Ángel León. Unas 150 personas entre representantes sectoriales de toda España y periodistas con el objetivo de que Hostelería de España defienda la gastronomía y el turismo.  No faltaron José Luis Yzuel, Emilio Gallegos y Antonio Garamendi, presidente de COE.

Hoy, 50 representantes de las asociaciones provinciales de Hostelería de España han entregado en todas las Subdelegaciones de Gobierno de España un manifiesto (ver abajo documento completo) con las medidas económicas y laborales que Hostelería de España considera indispensables para que el sector pueda retomar la actividad e iniciar una lenta recuperación, en la que según afirmaron muchos quedarán en el camino.

 

Una negociación pendiente

Entre las medidas, detalladas en su intervención por Emilio Gallego,  se han señalado fijar la distancia de seguridad como criterio para determinar el aforo de los establecimientos, en lugar del aforo; la creación de una mesa negociadora para definir la flexibilización de los ERTEs, el establecimiento de microcréditos, en torno a 25.000 de rápida concesión, así como nuevas líneas de financiación adaptadas a las micropymes; la suspensión de los alquileres o rentas de los arrendamientos de los locales de negocio por causas de fuerza mayor desde la fecha de entrada en vigor del Estado de Alarma; la prórroga en el pago de las hipotecas; las exenciones fiscales y de tasas municipales por el periodo de inactividad ó el IVA súper reducido.

Y sobre todo claridad y transparencia en las decisiones que marcan las fases de reapertura y afectan a la reapertura y reactivación del sector.

 

Llamar la atención y remover conciencias

Durante toda la jornada de hoy, miles de terrazas emblemáticas de las distintas ciudades han preparado una mesa con el cartel “Mesa reservada para el diálogo con el Gobierno”, como símbolo de la predisposición del sector a trabajar conjuntamente con el Ejecutivo y en señal reivindicativa por las peticiones del sector que no se han concedido hasta ahora. Esta acción permanecerá en el tiempo hasta que el Gobierno reciba al sector. #SiéntateConLaHostelería es el hashtag oficial donde se aglutina todo el contenido de la campaña de las ‘mesas vacías’.

Habrá que esperar a la respuesta del gobierno y también del resto de asociaciones a las que Hostelería de España se ha comprometido a tender la mano para que el sector tenga un interlocutor único que aglutine todos los intereses de un sector heterogéneo y fragmentado que hasta el momento ha proyectado una imagen débil como explicábamos en este artículo sobre el acto en el que los cocineros protestaban ante el Congreso  de los Diputados el pasado 26 de mayo.

 

 

A pesar de que el Ejecutivo anunciara el pasado fin de semana que se va a reactivar el turismo nacional a finales de junio y el internacional en julio, el sector denuncia que “es necesario diseñar campañas de promoción para la reactivación del consumo y promoción del turismo, al estilo de las medidas tomadas en otros países europeos, como los 18.000 millones de euros que el Gobierno francés va a destinar al rescate del sector o los bonos que va a entregar Italia entre sus habitantes para incentivar el turismo local”, señalan.

 

El certero análisis de Adrià

Ferrán Adriá ha subrayado: “Sin duda alguna, uno de los elementos más importantes en la recuperación del turismo de calidad será hacer una estrategia donde todos los actores –hostelería, restauración, hotelería, distribuidores, productores, industria alimentaria, etc.- estén unidos para mantener el estatus que la gastronomía española tenía antes del Covid-19. Esto es lo que permitirá atraer gran parte del turismo gastronómico del país”. Para él, esta estrategia “ha de tener en cuenta todos los actores, dejando de lado los egos”.  Ha insistido en que, para impulsar esta evolución, la gastronomía necesita ahora de una estrategia consolidada que además contemple la inversión en la formación de los profesionales.

Ha pedido que se forme un comité de expertos que asesore a Hostelería de España en las negociaciones que afecten al ámbito gastronómico y se ha ofrecido en nombre de los grandes cocineros de España para realizar altruistamente una campaña de imagen internacional  que anime a los turistas de todo el mundo a volver a los restaurantes de todo el país.

Ángel León ha querido hablar de su experiencia personal para reivindicar “la necesidad de un turismo que alimenta nuestros pueblos y nuestra gente, gracias al cual los turistas vienen a pasar un rato con nosotros y eso tiene una repercusión enorme”.

La importancia de la formación

Uno de los puntos que más han querido reivindicar los rostros conocidos de la gastronomía española es la inversión en formación. “Tenemos la necesidad de buscar la colaboración del Gobierno en varios frentes, uno de ellos, fundamental, en educación.

Existen varias universidades españolas que han apostado por la inclusión de las ciencias culinarias en su oferta formativa, lo que demuestra que hemos logrado avances, pero aún falta mucho por recorrer. Por ello, es necesario definir un plan de formación que incluya la formación profesional dual, entre otros aspectos”, ha afirmado Joan Roca, quien también ha querido poner en valor el papel del personal de sala.

También los proveedores son gastronomía

Susi Díaz ha puesto en valor el papel de los trabajadores que no forman parte de la cara visible del sector, como “el personal de la sala y toda una cadena de valor de productores, agricultores, etc. que trabajan duramente para sacar adelante la hostelería española. Me siento muy orgullosa de la gastronomía española y me preocupa mucho cómo vamos a volver y en qué condiciones. Ahora mismo está en juego la vida de muchas personas”. En este sentido, ha recordado la petición unánime del sector para que el Gobierno otorgue mayor claridad y transparencia a la planificación de la reapertura de los establecimientos.

Apoyar el turismo gastronómico es hacer Marca España

Andoni Luis Aduriz ha recordado la autenticidad del estilo de vida español, intrínseco al turismo gastronómico: “Hay dos aspectos que constituyen la esencia de la cultura española: la gastronomía y las relaciones sociales, algo característico y único de nuestro país”.

Andoni ha hecho referencia a los datos del informe ‘La gastronomía en la economía española. Impacto económico de los sectores asociados’, elaborado por KPMG, que señalan que el 15% de los turistas que vienen a España (unos 12 millones de personas), lo hacen motivados por la gastronomía, y que ese turista gasta el 20% más que un turista medio.

Todos ellos han coincidido en señalar la necesidad de potenciar el producto español en el extranjero y el talento nacional fuera de nuestras fronteras.

 

¿Valor añadido o valor intangible?

“Nos hemos dejado la piel en este sector y las instituciones han de situar la gastronomía en el mapa internacional. Quienes trabajamos en hostelería continuamos teniendo la ilusión del principiante y seguimos siendo conscientes de la importancia del esfuerzo diario para llevarnos a estar entre los líderes mundiales del turismo gastronómico”, ha señalado Martín Berasategui.

 

El sector turístico en España

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha destacado el peso de la hostelería en la economía nacional: “No podemos olvidar la importancia de la hostelería dentro de nuestro tejido productivo y más en estos momentos de crisis. La hostelería ocupa a 1,7 millones de personas y representa un 6,2% del PIB nacional, un sector fuerte que está pasando momentos muy duros con esta crisis”.

España es el país con mayor peso de este sector en su PIB, el cual supone el 12,3% del PIB del país (según datos del INE) y da empleo a 2,7 millones de personas (el 13,5% del empleo total de la economía), cuyo 63% corresponde a empleados del sector de la hostelería.

España es el segundo país en recepción de turistas, por detrás de Francia, con 83,7 millones de visitantes en 2019. Además, es el segundo país con mayores ingresos por turismo, por detrás de EE.UU.

En el ámbito hostelero, las últimas estimaciones del sector apuntan que las pérdidas de facturación pueden ascender hasta 67.000 millones de euros, con una pérdida de empleo de entre 900.000 y 1,1 millones de puestos de trabajo, entre directos e indirectos, según un estudio realizado por la consultora Foqus y la Universidad de Valencia.

En España, la hostelería da trabajo a 1,7 millones de personas y tiene un volumen de ventas de 123.612 millones de euros, con una aportación del 6,2% al PIB de la economía española.

Manifiesto HOSTELERÍA DE ESPAÑA

Deja un comentario